Te perdí | Fido

Dejé pasar el tiempo y que él me diera la razón, pero no solucionó nada. Sin embargo, mis sentimientos aún me anidan, aunque sé que te perdí.

Si bien mis actos no despertaron nada en ti, no te preocupes, lo hice de corazón. Lo hice no porque lo merecieras sino porque me agradó ser así contigo. Y de todos modos te perdí.

Eres la flor más hermosa que puede haber en un jardín. Y las flores se hicieron para cuidarlas día tras día, regarlas para poder aspirar su aroma, fragancia, y simplemente tú no quisiste que yo te aspirara.

Supuse que te ibas a ir, pero no imaginé que como una gacela. Dicen que cuando llevan ventaja suelen voltear a ver de dónde vienen, y cuando miré que tú no has volteado, entendí que te perdí.

Tantas veces quise robarte un beso para apaciguar el fuego de mis entrañas. Pero quise que fuera quedito, jugando con los labios lleno de pasión… sólo que en ti no hubo voluntad. Y al final te perdí.

Fido

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s